Cómo elegir protector solar para niños

5 claves para elegir y utilizar protector solar para niños

Por Parafarmacia Paz y Mar

Aún no ha llegado el verano, pero la radiación solar ha alcanzado ya niveles suficientemente elevados como para prestar especial atención a la protección de nuestra piel. Si bien es recomendable utilizar protección solar durante todo el año si vamos a estar expuestos directamente a la luz solar, en estas fechas es ya un tema de obligada preocupación. La piel de nuestros hijos es especialmente sensible, por lo que necesita un protector solar para niños, específico, creado para ellos. Y como no hay mejor persona para pedir consejo que a nuestro médico o en nuestra parafarmacia de confianza, hemos pedido a nuestros amigos de Parafarmacia Paz y Mar que nos cuenten las 5 claves para elegir y aplicar protector solar para niños. 

1. ¿Los protectores solares infantiles son diferentes a los de adultos?

Sí, los protectores solares infantiles están especialmente diseñados para la piel del niño (más fina que la del adulto) por lo que contienen menos alcohol y llevan ingredientes hidratantes para evitar la irritación de la piel. Éste es el motivo por el que la mayoría de protectores solares infantiles son cremas o leches.

Por otro lado, en su formulación también se ha tenido en cuenta que el niño pasa más tiempo en el agua y jugando en la arena que el adulto y suelen tener una textura que hace que sea más fácil para los papás aplicar la crema.

2. ¿Filtro solar físico o químico?

Pese a que dejan sobre la piel el típico aspecto blanquecino y brillante, los filtros solares físicos son los de elección para los niños debido a que, a diferencia de los químicos, no son absorbidos por la piel. Por este motivo, con los filtros físicos se evitan posibles irritaciones y alergias en la piel de los más pequeños.

3. ¿A partir de cuándo se puede utilizar protector solar?

Debido a la sensibilidad de la piel y la facilidad de sufrir golpes de calor, durante los seis primeros meses no se recomienda exponer a los bebés al sol ni aplicarles protector solar. Aun así, si en algún día puntual tu bebé va estar expuesto al sol, elige un fotoprotector de filtro físico. También debes tener en cuenta que si no se especifica lo contrario en el envase, los protectores solares para niños están indicados a partir de los 3 años. Esto es por su contenido en parabenos, un conservante no recomendable para la piel de los más peques. Si tu bebé tiene entre 6 meses y 3 años, pide en tu farmacia un protector solar sin parabenos, específico para esta franja de edad.

4. ¿Cada cuánto se debe aplicar el protector solar a los niños?

Todo depende del factor de protección solar que apliques. Cuanto más alto, más tiempo protege. Nuestra recomendación es que utilices un protector del factor 50 y que se lo apliques cada 2 horas, o tras el baño, habiendo secado previamente su piel con una toalla.

5. ¿Sirve el protector solar del año anterior?

El protector solar del año pasado no dañará la piel de los peques, pero sí que les aportará una menor protección frente al sol. Por este motivo, te recomendamos renovar los protectores solares, tanto de niños como de adultos, al inicio de cada temporada.

 

Llegan las Fiestas Populares del Ensanche de Vallecas

Fiestas del Ensanche de Vallecas OK

¡Ya están aquí las esperadas fiestas del barrio!

Si hay algo genial de la época estival, es que llegan las fiestas populares de los pueblos y los barrios. ¡Y el nuestro no iba a ser menos! Unas fiestas que, en su segunda edición, celebran, ahora más que nunca, que el Ensanche de Vallecas ya es oficialmente barrio.

¿Cuándo?

Del jueves 25 al domingo 28 de mayo se celebran las Fiestas Populares del Ensanche de Vallecas, donde habrá conciertos, festivales, actividades para mayores y niños, batucada, juegos de mesa, cuentacuentos…

¿Dónde?

Hay varios escenarios: la explanada de las Suertes, el Bulevar de la Naturaleza, el Auditorio de La Gavia y el Parque Gutiérrez Maroto. Cada día hay un único escenario. De esta manera, podrás acudir a cada zona y no perderte nada.

Programa detallado

Jueves, 25 de mayo. Explanada Metro Las Suertes

18:30 Juegos de mesa con Bukaneros del Rol + Taller de Arte Vecinal, + Juegos y pintacaras con la Asociación Síndrome de Kleefstra Madrid.

20:00 Desde la Escuela de Danza Multiespacio Raúl Bueno: Funkmonster Crew (grupo de competición de hip-hop juvenil a nivel nacional).

20:15 Umami Dance Theatre (duo cómico de danza y teatro de calle).

Viernes, 26 de mayo. Bulevar de la Naturaleza

19:00 Actividades infantiles (taller de chapas, payasos, etc.). Juegos de mesa con Bukaneros del Rol.

21:00 La Mare y la Lola + Música, Circo y Humor… y mu poca vergüenza.

Sábado, 27 de mayo. Auditorio Avda. de la Gavia, 15

18:00 Actividades infantiles con la Asociación Síndrome de Kleefstra Madrid.

19:00 María de Titirisolfa (cuentacuentos musical).

21:00 Concierto de Metalfire.

22:00 Concierto de Murano.

Domingo, 28 de mayo. Parque J. Gutierrez Maroto esquina con Cerro Milano

10:30 3×3 Club de Baloncesto del Ensanche.

11.00 Partidas simultáneas con el Club de Ajedrez Vallecas Villa y actividades infantiles con Fun&Fit.

11:30 Clase de zumba por la Escuela de danza y fitness Multiespacio Raul Bueno.

12:30 Matiné de circo con Patachicle.

Puedes consultar el programa de las Fiestas Populares del Ensanche de Vallecas en PDF aquí.

Planes con niños en el Ensanche de Vallecas del 19 al 21 de mayo

VIERNES, 19 DE MAYO

  • Feria de la Salud Comunitaria. Bajo el lema ‘Estar bien nos sienta bien’, la tarde del viernes se celebra una actividad multitudinaria organizada por el Servicio de Convivencia Intercultural en Barrios del Ayuntamiento de Madrid. Diferentes organizaciones vecinales  y entidades celebran talleres, actividades deportivas, gymkanas, juegos populares y exhibiciones, entre otras muchas actividades para mayores y pequeños. De 17:30 a 19:00 se desarrollarán los talleres,  y de 19:00 a 20:30 horas las actuaciones musicales. No es necesaria inscripción previa. Actividades gratuitas. En la explanada de Las Suertes. 
  • Cuentacuentos en inglés. ‘Mousy and the big red ball’ es el cuento para bebés que imparte Kids&Us en las instalaciones de Fun&Fit, a las 17:30 horas. Para niños de 1 a 2 años. Actividad gratuita. Información y reservas: vallecas@funandfit.es. Tel: 665 849 927.
  • Torneo de ajedrez de Puente y Villa de Vallecas. Se celebrará en el CEIP Mesonero Romano, a las 17:30 horas. Categorías benjamín, infantil, cadete, juvenil, senior. Gratuito. Inscripciones el el C. D. Cerro Almodóvar y en el C. D. Palomeras.
  • Taller atrapasueños. Los pequeños escucharán historias sobre atrapasueños, y crearán el suyo propio. De 4 a 10 años. En Kids&Us. De 18 a 19 horas. Precio: 10 € por persona.

 

SÁBADO, 20 DE MAYO

Cantando a mamá

  • Concierto de Cantando a Mamá. La maternidad, sus dificultades y sus alegrías es el foco de atención de Beatriz Montiel, una mamá del Ensanche de Vallecas que compuso un disco muy, muy especial. Puedes leer una entrevista muy íntima que le hizo pequeño Ensanche aquí. A las 11:30 horas dará un concierto para familias en Acompañados. Precio: 5 € primer adulto; 3 € acompañante. Bebés gratis. 
  • Storytime ‘There is no place like space’. Kids&Us acerca el inglés a los más pequeños con este cuentacuentos teatral. De 3 a 8 años. Dos pases, a las 12 h y a las 13 h. En el Centro Cultural Pilar Miró. Entrada libre hasta completar aforo.

 

DOMINGO, 21 DE MAYO

  • Taller Libros en familia. Actividades dirigidas por el grupo de animación a la lectura Tándem. Para niños de 3 a 8 años, acompañados de adultos. De 12 a 13:30 horas. Gratuito. En la Biblioteca Pública Luis Martín Santos. Más info aquí.
  • Huerto de la Villa. Como cada domingo, habrá sesión de trabajo en el huerto comunitario. Una buena oportunidad para hacer partícipes a los más pequeños del proceso de recolección de hortalizas.  De 10 a 12 horas.  C/ Villar del Pozo, esq. av. Ensanche de Vallecas.

Cantando a Mamá: “Mi disco ha sostenido a otras mujeres que se han sentido identificadas con mis canciones”

Por Marta Ortiz Ginestal

Cantando a Mamá

Beatriz Montiel, con su pequeña Zoe.

‘Theta’ es mucho más que un disco sobre maternidad. El próximo 20 de mayo dará
un concierto en Acompañados

“Mamá, ¿puedo tener un hijito?”, pregunta de pronto Zoe, de 4 años, a su madre. La pequeña es risueña, pelirroja y, con toda seguridad, la semilla de la que nació el proyecto Cantando a Mamá. Su repentina duda parece preludiar la conversación que vendrá después entre su madre, Beatriz Montiel, y Marta Ortiz, artífice de Pequeño Ensanche. “Claro que puedes, cariño. Pero no es necesario que lo decidas ahora, puedes pensarlo cuando seas mayor”, contesta, no demasiado sorprendida, Beatriz. Zoe se conforma con la respuesta, que no parece convencerle del todo, y vuelve a sus quehaceres al tobogán desde el que le asaltó la duda.

La que le hemos hecho a Cantando a Mamá es, probablemente, la entrevista más extraña que he hecho nunca. Es la primera que ve la luz en Pequeño Ensanche, pero seguramente es la que más interrupciones ha tenido en su diálogo. No es fácil que entrevistadora y entrevistada charlen relajadamente con una inquieta Zoe y una recién-caminante Supernova acompañándonos en nuestra conversación en un tranquilo parque del Ensanche de Vallecas, barrio en el que reside Beatriz. Pero esto es seguramente lo más bonito de ambos proyectos: Cantando a Mamá y Pequeño Ensanche basan sus pilares fundamentales en la crianza, así que la entrevista, probablemente, no podría haber sido de otra manera.

La historia de Cantando a Mamá es la historia de una maternidad, una cualquiera, que tal vez se parezca mucho a casi todas las demás, o quizás no. Una maternidad que fue pensada mucho antes de hacerse realidad, y que cuando llegó, despertó en Beatriz Montiel (Alicante, 1985) un torrente de emociones que, poco a poco, se encauzó en un buen número de canciones que dieron a luz un disco, Theta. Un nombre que podría leerse ‘Teta’, o ‘Zeta’. “Porque zeta es la primera letra del nombre de Zoe. Y porque es la novena letra del alfabeto griego, como nueve son las lunas de un embarazo” nos cuenta Beatriz, emocionada. “Como las ondas zeta, presentes en el cerebro en momentos de alta creatividad, o en el instante de vigilia justo antes de dormir, o de despertar; y presentes también cuando damos teta”. Un dato no poco relevante: la lactancia protagoniza el tema Amor de leche, y ha significado mucho para Beatriz y su pequeña.

Cantando a Mamá. Pequeño Ensanche

Beatriz, que estudió Arte Dramático y se dedica a la Comunicación, reivindica la labor que cumple el disco. “Mi maternidad conecta con otras maternidades, mi disco ha sostenido a otras mujeres que se han sentido identificadas con lo que cuento en mis canciones”. Sus letras tratan en cierto modo, de dar cobijo, de alentar la tribu que se ha perdido en nuestros días. “Antiguamente, en las sociedades neolíticas no existía ese concepto de familia; los hijos no se criaban con un padre y una madre, sino con una tribu”. Así, las madres, antes de dar a luz, habían convivido con otras madres, habían comprendido el sentido de la maternidad, habían aprendido ya el significado de la palabra criar. Las madres no estaban tan solas.

Y precisamente por esa soledad, por esa dificultad que supone aceptar el abismo que supone saberte, de repente, responsable último (y primero) de un pequeño ser que acaba de llegar al mundo, Beatriz Montiel necesitó iluminar sus días con canciones llenas de alegría.  Porque Theta suena verdaderamente dulce, melódico, maternal. No dirías que fue compuesto por alguien que se confiesa amante del punk.

Se compone de “diez canciones espontáneas, muy sencillas, pero que versan sobre temas muy complejos”, cuenta su autora. Fueron compuestas, en su mayoría, durante el puerperio, dato difícil de creer para cualquier mujer que haya sido madre y haya vivido en primera persona la dificultad, siquiera, para encontrar el tiempo de tomarse una ducha. “Primero surgía la música, y después las letras. A veces me despertaba de pronto y tenía que grabar las melodías en el móvil, muy bajito, para no despertar al bebé. Pero el proceso de elaboración de cada canción era muy rápido, no imagines uno y mil retoques en las letras”.

Theta, Cantando a Mamá, Pequeño Ensanche

Portada del álbum ‘Theta’, de Cantando a Mamá.

Y si el primer álbum surgió por la necesidad de arrojar luz, esperanza, alegría, a uno de los momentos más difíciles de una mujer –el puerperio—, ahora, cuatro años más tarde de aquello, Cantando a Mamá vuelve a retomar las cuerdas para hablar de la sombra de la maternidad, “una sombra que hasta ahora no me había atrevido a habitar”. “De pronto volví a coger la guitarra, necesitaba soltar lo que tenía dentro, las dudas, la incapacidad, el dolor, la incomprensión que produce a veces la maternidad”. Y ello se traducirá en un nuevo álbum que, según ha podido adelantar Cantando a Mamá a Pequeño Ensanche en exclusiva, verá la luz a finales de este año. Un disco  que aún no tiene nombre, pero del que se podrán escuchar los primeros acordes en el concierto para familias del próximo día 20 de mayo en Acompañados.

Después de esto, nos quedamos con la miel en los labios, con ganas de saber más sobre lo que vendrá. Hay quien, hablando de maternidad, siempre pregunta si habrá un segundo hijo. Pequeño Ensanche prefirió preguntarle a Beatriz si alumbraría nueva grabación. Entretanto, Zoe y Supernova parecen ajenas a nuestra inquietud. A pesar de su diferencia de edad, han hecho buenas migas y juegan juntas en la arena. Tal vez no puedan imaginarse que, desde que empezó esta conversación, desde que mentamos por primera vez la palabra ‘maternidad’, en el fondo, no hemos dejado de hablar de ellas.  

Cantando a mamá

Cantando a Mamá tocará en Acompañados el sábado 20 de mayo, a las 11:30 horas. El precio de la entrada es de 5 € por adulto. Bebés gratis. Adulto adicional, 3 €. 

 

 

Celebramos la I Semana Europea del Porteo. Apunta las claves del porteo ergonómico

Por Marta Ortiz Ginestal

I Semana Europea del Porteo. Monetes.

©Monetes. Todos los derechos reservados.

La I Semana Europea del Porteo se celebra del 8 al 14 de mayo bajo el lema ‘Te llevaré siempre’

‘Te llevaré siempre’ es toda una declaración de principios. Es lo que nos gustaría contarle a nuestro pequeño cuando le tomamos en brazos por primera vez, lo que le susurramos cada noche, en cada abrazo, en cada porteo. ‘Te llevaré siempre’ es el lema que da sustento a la I Semana Europea del Porteo, una iniciativa que se está llevando a cabo entre el 8 y el 14 de mayo, y que ha nacido para arrojar más luz sobre el porteo ergonómico, sus beneficios, los que reporta al bebé y a la mamá o papá que portea. 

Pequeño Ensanche quiere unirse a la celebración de esta I Semana Europea del Porteo, por eso nos hemos acercado al punto de referencia en el tema para el Ensanche de Vallecas, la tienda Monetes, especializada en crianza, lactancia, pedagogías activas y, por supuesto, porteo ergonómico. Su alma máter, Jeni Rodríguez, nos ha contado en confianza  lo que significa esta celebración. Y, ya que estábamos, le hemos pedido también que nos resuelva las dudas más básicas de esos papás y mamás que aún no se han atrevido con el porteo y nos dé las claves del porteo económico.

Pequeño Ensanche: ¿Por qué una celebración de la Semana Europea del Porteo, de dónde procede la necesidad?

Jeni Rodríguez: La Semana Europea del Porteo surge del trabajo que se está haciendo desde diferentes puntos de Europa para difundir el porteo. Es una forma de unir fuerzas para darle mayor visibilidad y difusión en estos días y, aunque cada día la información sobre porteo ergonómico llega a más y más familias todavía hay mucho camino que recorrer.

P. E.: El lema “te llevaré siempre” es un auténtico mantra. ¿Qué os sugiere?

J. R.: “Siempre que lo necesites, que lo necesitemos”. Estar en contacto calma, da seguridad, crea y fortalece el vínculo, cubre la necesidad de contacto (que es una necesidad básica). Tiene un impacto directo en todo el circuito cerebral para que pueda formarse y funcionar de forma óptima. Te llevaré siempre es una declaración de intenciones, una forma de decir que siempre estarás a su lado para lo que necesite, independientemente de la edad, ese contacto dejará huella para siempre en tu hijo/a y cuando no le lleves cargando su peso él/ella sabrá que sigues llevándole. Lo sabrá no solo desde el conocimiento, sino que lo tendrá grabado, es una huella imborrable. A nivel neurológico los circuitos cerebrales que se crean son diferentes si la necesidad de contacto está cubierta o no.

porteoSeguro

©Monetes. Todos los derechos reservados.

P. E.: Si vamos a portear, más vale que lo hagamos bien. ¿Cuáles son las claves a la hora de elegir un portabebés? ¿Cuáles son las diferencias entre un porteo ergonómico y uno que no lo es?

J. R.: Un portabebé ergonómico es aquel portabebé que se adapta a la fisiología tanto del bebé/niño como del adulto, por lo que, hay portabebés que son ergonómicos pero no lo son en todas las etapas del bebé o portabebés que son ergonómicos pero pueden utilizarse de forma no ergonómica (para el bebé, adulto o ambos). Para un recién nacido un portabebé ergonómico será el que pueda adaptarse al milímetro a su fisiología, ajustar vértebra a vértebra, hecho con tejidos adaptables (no rígidos ni con acolchados) que le ofrezcan soporte pero no le ‘aplanen’ contra nuestro cuerpo, que permita adaptarse a la distancia de rodilla a rodilla sin forzar la apertura de la cadera, que permita que la cadera esté correctamente basculada y las rodillas más altas que el culo y le ofrezca el soporte necesario hasta la cabeza. Para ello tendrá que poder ajustarse para llevarle bien pegadito, por nuestra ergonomía y por su seguridad, para darle el sostén necesario que todavía no tiene por la hipotonía del tronco natural de nacimiento. Cuando el bebé ya se sienta solo se pueden utilizar portabebés en los que el bebé va más sentado sin ese soporte vértebra a vértebra. Por eso, el portabebé que es ergonómico para un bebé que ya se sienta solo puede no serlo para un bebé recién nacido. También hay portabebés en el mercado que son ergonómicos, por su adaptabilidad, desde el nacimiento hasta el final del porteo. Actualmente no podemos guiarnos por lo que la marca comercial indique en su embalaje, muchos portabebés indican que son ergonómicos y no lo son en ninguna etapa o no lo son en todas las etapas que indica el fabricante.

P. E.: A todos aquellos papás y mamás que no han porteado nunca, ¿qué les diríais para animarles a lanzarse a esta práctica tan sana para padres e hijos?

J. R.: Que prueben, hay muchos profesionales que podemos acompañarles en ese primer contacto con el porteo para que lo puedan hacer de forma segura y, sobretodo, puedan sentirse seguros. Es más fácil de lo que muchas veces parece, es muy habitual que alguien que tiene miedo a portear al probar la primera vez acompañado por una asesora de porteo se sienta muy capaz y seguro, cuando notas en tu propio cuerpo el sostén que da el portabebé se van muchos miedos.

EBW-1

©Monetes. Todos los derechos reservados.

P. E.: Y qué es más sencillo para iniciarse en el porteo ergonómico, ¿mochila, fular, bandolera?

J. R.: No hay una opción más sencilla, no existe la ‘mejor’ opción. Dependerá de las preferencias de cada familia. En general la mochila se percibe como lo más sencillo, pero no siempre resulta lo más sencillo una vez se prueba, lo ideal es poder probar diferentes opciones y en función de como te sientas con ella, la seguridad que tengas al utilizarlo, el uso que le vayas a dar decidir el portabebé que te resulta mejor o más sencillo para ti.

P. E.: Muchas personas se quejan de que cuando portean les duele la espalda. ¿Por qué ocurre?

J. R.: Si descartamos que ese adulto tenga alguna lesión anterior en la espalda seguramente se está porteando de forma no ergonómica y eso puede ser debido a diferentes motivos. Generalmente las molestias de espalda cuando no hay una lesión, suelen deberse a llevar el portabebé mal ajustado, habitualmente por llevar el portabebé flojo o más bajo, lo que aleja el peso de nuestro centro de gravedad, otras veces por utilizar un portabebé que no es ergonómico para el adulto o utilizarlo de forma incorrecta (el cinturón no está recto, está demasiado apretado, no tenemos el ajuste adecuado, la zona que cae en nuestros hombros están demasiado cerca de nuestras cervicales, etc.).

Sin-título-1

©Monetes. Todos los derechos reservados.

P. E.: Y, ¿hasta cuándo el porteo? ¿Qué opciones hay cuando el peque ya es mayor?

J. R.: Hasta que el niño y/o adulto quieran. Si queremos cubrir su necesidad de ser llevado es habitual que se portee hasta los 3, 4, 5 años. Según va creciendo el niño el porteo cada vez va siendo más puntual porque cada vez tiene menor necesidad de contacto y quiere explorar el mundo de forma autónoma. Estas cifras en edad suelen asustar y es muy habitual decir ‘no no, cuando tenga 3 años que ande’ pero la realidad es diferente. Cuando preguntas a las familias, la mayor parte de las familias con niños de 3, 4 o 5 años portean de forma puntual (aunque no usen un portabebé, portean llevando en brazos) porque el niño o la niña está cansado, está malita, ‘se planta’ y no quiere andar, ha tenido un hermano o hermana y quiere también ser llevado en brazos, por las prisas del día a día que hace que muchas veces les cojamos en brazos para ‘avanzar’…para todos esos momentos ‘esporádicos’ que es habitual que se den a diario (cada vez menos según van creciendo) el portabebé lo que nos permite es repartir el peso de una forma ergonómica, el peso queda más repartido y no nos cansamos tanto como si le llevásemos sin portabebé. Para estas edades hay muchas opciones de porteo y dependerá de las necesidades de cada familia decantarse por uno u otro: mochilas toddler, bandolera, portabebé ligero, Mei Tai…

P. E.: Y ahora que viene el verano y surgen dudas con respecto al calor: ¿qué portabebés recomendáis elegir?

J. R.: Para el verano lo mejor son portabebés de tejidos naturales, de tejidos ligeros (tejido de fular, gasa…). Hay también gran variedad de opciones según las necesidades de cada familia: mochilas, portabebés ligeros, bandoleras, etc.

Puedes ampliar más información sobre porteo ergonómico en la web de Monetes.