Los 5 beneficios de jugar en el parque que no habías parado a pensar

0
2865
views
5-beneficios-de-ir-al-parque-centro-de-atencion-temprana-iria

Jugar en el parque tiene beneficios para la psicomotricidad del niño, el lenguaje o la comunicación

Iria Logo
Por Iván Amado Fernández
Logopeda Especialista en Atención Temprana del Equipo Iria
Es el pan nuestro de cada día. Parque, parque, y más parque. Pero más allá de las razones obvias por las que a los niños y niñas les encanta jugar en el parque, hay verdaderos motivos de peso por lo que es muy conveniente que los peques jueguen a aire libre, ya que mientras se juega, se están favoreciendo el óptimo progreso de las diferentes áreas de desarrollo. Hemos pedido al Centro de Atención Temprana Iria que nos cuente Los 5 beneficios de jugar en el parque que no habías parado a pensar… ¡Y todo esto nos han escrito! Nos vemos en los parques 😉

5-beneficios-de-ir-al-parque-centro-de-atencion-temprana-iria

1. Beneficios de jugar en el parque para la psicomotricidad

Estar en un parque puede dar lugar a mil y un aventuras (desde ser un corsario del Mar Caribe hasta una exploradora a punto de salvar a una especia en extinción). Y para poder vivir todas estas experiencias, nuestro peque debe desarrollar ciertas habilidades motrices, como el control corporal, coordinación ojo-mano o la marcha libre. Las diferentes acciones repetidas que llevará a cabo mientras juega le ayudarán también a que su tono muscular, así como la destreza, se vea beneficiada.

2. Beneficios en la comunicación y el lenguaje

“¿Puedo jugar contigo?”. Cuántas veces hemos escuchado esta pregunta en un parque infantil. Creo que nadie duda que cuando nuestro hijo o hija llega a un parque, se encuentra ante un mundo abierto donde ampliar su repertorio de vocabulario, no solo expresivo, sino también comprensivo. Además, con las diferentes exposiciones lingüísticas, las diferentes estructuras gramaticales también se van trabajando de forma indirecta.

3. Desarrollo del área cognitiva 

No todo en el parque es movimiento. También debemos ser capaces de tener control del espacio, de los movimientos que hacemos, de las diferentes formas que nos encontramos, los colores, la asociación número-cantidad… No es lo mismo salvar a un oso panda que a toda una familia. ¡Y hay que tener cuidado de no confundirlos con osos pardos salvajes!  Además, diferentes habilidades básicas para el aprendizaje, como son la memoria o la atención, se verán reforzadas a medida que nuestros peques tienen que acordarse de dónde estaban sentados mamá y papá o si no queremos que nos pillen mientras jugamos al escondite.

5-beneficios-de-ir-al-parque-centro-de-atencion-temprana-iria

4. Desarrollo del área social

Habilidades tales como el respeto del turno, tolerancia a la frustración o empezar a ponerse en el lugar del otro, entre otras muchas, son habilidades que en el gran grupo del parque se desarrollan de una forma increíble. Entre iguales surgen muchísimas situaciones de forma espontánea que requieren de una resolución determinada. Además, ¡las amistades que nacen de los parques son fantásticas!

5. Beneficios para la salud

Los beneficios para la salud de nuestros hijos e hijas es innegable. En un mundo donde lo tecnológico cada vez está avanzando a pasos agigantados, un soplo de aire fresco nunca viene mal. El contacto físico con otras personas, la exposición a la luz del sol (siempre con protección solar, por favor), el ejercicio físico que hacen, el efecto que hacen sobre el apetito y sobre el sueño… ¡Ir al parque son solo ventajas!

5-beneficios-de-ir-al-parque-centro-de-atencion-temprana-iria

Bonus track: Cómo elegir el mejor parque para tu hijo o hija

Lo más cómodo y viable a nivel logístico suele ser acudir al parque más cercano a casa, a aquél al que se pueda ir caminando. Pero puestos a elegir, si podemos escoger un parque mejor que otro, puedes hacerlo teniendo en cuenta los siguientes puntos:

Evita parques que se encuentren cerca de lugares con elevada contaminación, tanto atmosférica como acústica.

– Busca parques adaptados a tu niña o niño. Parece obvio, pero no lo es: no solo se adaptan en edad, sino también a las características individuales (por ejemplo, movilidad reducida).

– Asegúrate de que el parque está limitado (por ejemplo, con vallas), lo que hará que el riesgo de peligro disminuya considerablemente ante el paso de coches o que se pueda perder. Otra cosa distinta es que estéis en el campo. ¡Ahí no hay vallas que valgan! 😉

– Utiliza solo aquellos parques que estén fabricados con materiales que no sean tóxicos ni conductores de la electricidad, para evitar accidentes indeseados. Hoy en día, el material más utilizado es el plástico y la madera para el mobiliario y el caucho para el suelo (¿recuerdas aquellos parques antiguos con los columpios de metal y los suelos de gravilla?)

– Lee detenidamente los carteles que existen en las zonas de juego. En ellos se especifican, entre otras cosas, los teléfonos a los que podemos llamar en caso de emergencia y de la empresa de mantenimiento, así como los derechos y deberes de los usuarios del parque.

¿Te ha resultado útil esta información? ¡Compártela en redes sociales!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here